Regalos de Reyes

Foto: té en el día de Reyes. © Curro Cañete

Foto: té en el día de Reyes. © Curro Cañete

 

Si te han traído algo los Reyes, disfrútalo mucho!
Si estás solo o no te han traído nada los Reyes pese a que te hubiera gustado, sugiero que hagas por sentirte bien. Regálate tú lo que te dé la gana. Amor propio, por ejemplo, o un desayuno delicioso, o una entrada para el cine, o una promesa bonita, o un buen baño de sales, o un cine, o un paseo por el campo con el perro, o una chorrada del VIP, o una cita por Internet, o lo que sea que te guste y apetezca, si es que me da igual.

A mí, por ejemplo, no me han traído nada: hace dos años y medio mi novio y yo lo dejamos y desde entonces no he vuelto a salir con nadie (él era –es- muy generoso y entre otras muchas cosas me regaló las bonitas lámparas que cuelgan sobre mi cabeza mientras escribo) y mi madre, que es la que me regala más cosas, está en Córdoba, así que me he despertado tan ricamente, sin regalos, con Colette y con Truman persiguiéndome por el pasillo pidiéndome la comida.

Pero tengo puestos mientras escribo los cascos increíbles que me regaló mi hermana Carmen por Papa Noel (ahora mismo suena ‘los días raros’, de Vetusta Morla, no porque el día sea raro, que quizá también, sino porque mi amigo Nacho Martín colgó el youtube ayer en su muro). Es un regalo saber que dentro de unas horas voy a comer con mi gran amigo Paco Manso, por ejemplo. Él vive en Barcelona y prácticamente no nos vemos, así que comprenderéis que sea un Gran Regalo de los Reyes Magos poder verle hoy para dar un paseo, comer, reír, compartir y disfrutar. Es otro regalo lo que vendrá después: cita con mi adorada Carmen Giménez-Cuenca, con la que las horas literalmente vuelan de puro placer.

Es un regalo poder tomarme buena parte del día libre, en estos tiempos de pocos días libres y de cambios, de clases, sesiones, de compaginar cosas diferentes, artículos y periodismo, coaching, escritura, tiempos de, sobre todo, Grandes Aprendizajes a muchos niveles, esfuerzos variados que ponen cada día a prueba mi perseverancia y que sin embargo son buenos porque son elegidos por mí.

ES UN REGALO VIVIR.

Ese es mi regalo de reyes.

Y este post es lo que yo puedo regalaros.

Gracias a tod@s por estar ahí. Feliz día!

Curro