Foto-crónica de la noche del Premio Planeta 2017

“Él quería hacer una gran novela, eso era lo que quería. Y lo ha conseguido. Ya verás cuánto te va a gustar”. Estas palabras me las decía Eva, andaluza de pro y flamante mujer de Javier Sierra, el escritor ganador del Premio Planeta 2017. “El fuego invisible lo tenemos todos, claro, tú y yo también”, añadía, mientras los dos íbamos con el plato del desayuno en la mano en el fastuoso Hotel Rey Juan Carlos. Eran las 8.15 de la mañana del día 16 de octubre y Javier y ella solo habían dormido unas cuatro horas. Javier charlaba en su sitio de desayuno con las chicas de Planeta: con Fátima, con Laura, con Isa, las tres siempre dispuestas a trabajar y a reír. “Javier, no sabes lo bien que vende tu mujer la novela, ya tenía ganas, pero ahora tengo más ganas aún de leerla”, le digo. Todos ríen. Y aparece Eva: “Y eso que estaba medio dormida. Pero es que este chico me cae bien”.

Javier Sierra, un planeta de altura y... magia. ¡Va a arrasar!

Javier Sierra, un planeta de altura y… magia. ¡Va a arrasar!

A mí también me cae bien Eva, muy bien, y Javier, hombre desprejuiciado y con un alto nivel de conciencia en el que ha caído este año el premio gordo de la literatura. Javier sabe que los sueños se cumplen: desde que era muy pequeño y empezó en un programa de radio ha ido cumpliendo uno detrás de otro. Él quería esto, iba a por ello, y se le cumplía, y a veces se le cumplían otras muchas cosas maravillosas que no esperaba.

“¿Cómo se duerme cuando uno es ganador del Premio Planeta?”, le pregunto a Javier, que tiene muy buen aspecto. “Muy poco, se duerme poco, unas cuatro horas”.

Lo sé: se quedaron hasta las cuatro en la fiesta del hotel. Cuando yo empecé a escribir esta crónica les dejé allí abajo: unas cien personas tomaban una copa ( o dos, o tres) ocho plantas más abajo. Muchos son escritores y estaban algo achispados: es su fiesta y se lo permiten. Claro que también hay aspirantes a escritores, y periodistas, y también está Gema, secretaria de Planeta, un descubrimiento con quien fui junto a Carolina la noche de la víspera de la ceremonia, la del 14 de octubre, cuando los invitados terminaban de cenar (sí, a algunos nos invitan dos noches), fui a la orilla del mar. Había tantas estrellas en el cielo de Arenys de mar… fue increíble (gracias Gema, gracias Paco, gracias Carolina). Gema estaba muy contenta porque era la primera vez que venía al premio. Todos recordamos nuestra primera vez. La primera vez que me invitaron a venir a Barcelona a la cena del Premio Planeta di saltos de alegría: suponía cumplir uno de mis sueños como periodista, los de aquel chaval que contemplaba en el telediario cada año el glamour de la cena literaria más conocida de nuestro país.

“Recuérdalo siempre que estés en peligro, hijo mío, porque estás llamado a resplandecer”, son palabras que siempre tendríamos que recordar y que se leen en una de las novelas de Javier Sierra, que cuando recibió el premio habló del poder inmenso de la palabra y también, por supuesto, de ese fuego invisible que “está dentro de todos ustedes y que se puede usar para el bien y para el mal”.

“Yo vivo en la magia”, me contaba Javier Sierra hace unos años en una entrevista, “y la magia es creer que no hay límites, porque cuando tú crees que no hay límites tienes infinitas más posibilidades de conseguir lo que sueñas”.

Ahora él ha vuelto a experimentar la magia: ha ganado el Planeta, un sueño más en su cartera de sueños cumplidos, y mucho estaba tardando: es muy majo, buen escritor, vende muchísimo y la gente le quiere. La obra de la finalista, Cristina López Barrio, también tiene muy buena pinta.

Podría contar muchas más cosas de este viaje inolvidable, pero entonces me vería tentado a entrar en lo personal, a contar  la historia de ese chico al que conocí, Valentín, y algunas de las aventuras que nos han sucedido. Así que os dejo aquí algunas fotos que hice para inmortalizar para este blog la gran noche de gala, para que las disfrutéis. Y doy las gracias desde aquí a Planeta por invitarme y a todas las personas que trabajan en Planeta, ¡a todas!

Ganador y Finalista. ¡Enhorabuena también a Cristina López Barrio!

El presidente de Planeta, José Crehueras, y el ganador y Finalista. ¡Enhorabuena también a Cristina López Barrio!

Los ricos aperitivos antes de la cena.

Los ricos aperitivos antes de la cena.

Boris, desde Miami.

Boris, desde Miami.

Clara Sánchez y Mendicutti, amigos y compañeros.

Clara Sánchez y Mendicutti, amigos y compañeros.

Muy feliz junto a Alicia Giménez Barlett, que sabe lo que es ganar un planeta y que es la más amable, la más maravillosa, la más divertida.

Muy feliz junto a Alicia Giménez Bartlett, que sabe lo que es ganar un planeta y que es la más amable, la más maravillosa, la más divertida.

Emilio Rosales. Nunca falla.

Emili Rosales. Nunca falla.

Guillermo, Teresa Peces y Carolina Isasi. Grandes

Guillermo, Teresa Peces y Carolina Isasi. Grandes

Isa Santos. Nunca falla.

Isa Santos. Ma-ra-vi-llo-sa.

Isabel Santos, sin parar, y Mamen Crespo, maravillosa periodista de Gente.

Isabel Santos, sin parar, y Mamen Crespo, maravillosa periodista de Gente.

Laura Verdura, de prensa. Tiene premios planetas para rato. Y tan contenta.

Laura Verdura, de prensa. Tiene premios planetas para rato. Y tan contenta.

Mara Torres. Los días felices.

Mara Torres. Los días felices.

¡Más de mil invitados!

¡Más de mil invitados!

La más divertida y de las más vendidas: Megan Maxwell. Y su amiga (desde antes del éxito). Gracias Megan por la compañía y las risas en el aperitivo.

La más divertida y de las más vendidas: Megan Maxwell, que saca nueva novela el 7 de noviembre. Y su amiga (desde antes del éxito). Gracias Megan por la compañía y las risas en el aperitivo.

15102017-IMG_0393

El hotel Rey Juan Carlos desde las alturas

El hotel Rey Juan Carlos desde las alturas

15102017-IMG_0394

Viva Ana María Matute

Viva Ana María Matute

Compañeros de mesa

Compañeros de mesa

La gran Lucía Etxebarria ganó en 2004. ¡Y parece que fue ayer!

La gran Lucía Etxebarria ganó en 2004. ¡Y parece que fue ayer!

15102017-IMG_0432

Guillermo y Alba Fité.

Guillermo y Alba Fité.

Alba Fite, de Destino. Feliz.

Alba Fite, de Destino. Preparada y feliz.

Ángela Becerra

Ángela Becerra

Ángeles Aguilera, editora de pro, y su autora.

Ángeles Aguilera, editora de pro, y su autora.

No falta detalle en la cena.

No falta detalle en la cena.

Paz Romanillos. Dispuesta a pasarlo bien.

Paz Romanillos. Dispuesta a pasarlo bien.

Pilar Eyre y su hijo.

Pilar Eyre y su hijo.

Planetas memorables. Gracias Terenci.

Planetas memorables. Gracias Terenci.

Raquel Sánchez Silva. Reinventarse a uno mismo.

Raquel Sánchez Silva. Reinventarse a uno mismo.

Rut Nieves. Cree en ti.

Rut Nieves. Cree en ti.

Sergi Torres. Presente.

Sergi Torres. Presente.

Las dos finalistas

Las dos finalistas

Yo mismo, antes de la gala.

Yo mismo, antes de la gala.